Luis Alberto Bandeira Machuca

hace 10 meses · 2 min. de lectura · visibility ~100 ·

chat Contactar con el autor

thumb_up Relevante message Comentar

Y también dan la hora...

Aunque no lo parezca…

“Reloj no marques las horas…, porque voy a enloquecer…” En contra de lo que decía el famoso bolero con música y letra del compositor y cantante mexicano Roberto Cantoral, a estos prototipos habría que pedirles que, además de marcarlas puntualmente, se vean bien.

Lo digo porque son de diseño extraterrestre. Pura ciencia ficción. Pero Olivier Gamiette sueña con que algún día se conviertan en una tangible realidad, como intangibles son esos minutos marcados por las inmisericordes agujas del paso del tiempo. Los que se nos escurren inexorablemente descontados entre los dedos de nuestra existencia. Tic, tac; tic, tac…

Otros modelos ya lo hacen de la forma más normal. Es su función y para eso fueron construidos. Lo que diferencia a estas piezas es que solo existen en la imaginación de su creador, Olivier Gamiette. Tampoco pasaría nada si un tiempo, que quita y da razones, los deja instalados en la nirvana de una esperanzada ilusión aún no concretada.

El diseñador francés de "concept cars", ha encontrado en la relojería el campo perfecto para experimentar la creatividad más extrema. Descubrió su pasión por el diseño de coches en sus años de estudiante después de ver en la televisión un documental dedicado a otro diseñador suizo, Franco Sbarro.

"Fue entonces cuando descubrí que era el trabajo de mis sueños", recuerda. Tuvo la oportunidad de conseguirlo más tarde al entrar en PEUGEOT, primero como especialista en 3D CAD; más tarde como diseñador de automóviles. A la marca del león le gustó su carpeta con los dibujos de unos coches que, por muy rompedores que fueran, también incorporaban ruedas.

Su primer reconocimiento importante lo obtuvo con el PEUGEOT EX1 de 2010, un superdeportivo concebido con motivo de los 200 años de creación de la firma. "Todos mis trabajos tienen un enfoque muy disruptivo y vanguardista. Muchos de ellos no llegan al gran público. Son el germen de un proceso muy largo que al final acabará en los coches que veremos en las calles".

A los relojes de Gamiette lo menos que se les puede pedir es que, además de dar la hora, tengan un diseño que facilite su lectura. Marcar con precisión cada momento del día es su primer objetivo, con independencia de si lleva agujas o no.

En la realización del concept ONYX, uno de sus muchos proyectos, se le ocurrió imaginar cómo sería el reloj que llevaría su conductor. "Comencé con varios bocetos y me gustó tanto crear relojes que me aficioné a ellos. Fui acumulando dibujos que al final han acabado reunidos en el libro SOON. TIMEPIECE PHENOMENA. ¡Fenomenal, si se quedan plasmados en las dos dimensiones de una hoja impresa, pienso yo! Llámenme clásico, si lo desean.

El diseñador francés afirma que encara la creación de cada reloj del mismo modo que lo hace en su trabajo normal con los coches "olvidándome de cualquier idea preconcebida y buscando mis propias pistas de trabajo". Y los resultados saltan a la vista. La hora, no tanto. Ahí es donde radica el problema.

Olivier insiste: “todos estos relojes parten de una base mecánica razonada. Así que sí, creo que serían posibles de fabricar. Según he ido evolucionando en mis trabajos, los relojes son cada vez más realistas desde el plano técnico. Otra cosa son los costes de producción necesarios para fabricarlos".

Está claro que la firma capaz de hacer realidad algunos de sus modelos necesitaría “darle mucha cuerda” a una valentía especial. La apuesta comercial es arriesgada. Lo menos que se le puede pedir a un reloj es que facilite la lectura. En el mundo del diseño hay una verdad universal que a menudo suele olvidarse con el tiempo, ya que hablamos de relojes:

…El diseño que no es práctico no sirve…

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

https://www.expansion.com/fueradeserie/relojes/2020/10/17/5f883fee468aebe6418b48d8.html

https://www.expansion.com/fueradeserie/relojes/album/2020/10/20/5f85c9c8e5fdea03628b4579.html

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Y también dan la hora...


thumb_up Relevante message Comentar
Comentarios

Más artículos de Luis Alberto Bandeira Machuca

Ver blog
hace 5 meses · 2 min. de lectura

Eau d'orgasme.

Y no de un orgasmo cualquiera. · Lo cual sería un ...

hace 5 meses · 3 min. de lectura

¡No me toques ni un pelo!

Ni, mucho menos, me lo retoques… · Ni un pelo… Ni ...

hace 5 meses · 2 min. de lectura

La guerra mundial en la mochila.

No cabe toda, pero si una parte de ella. · Por mu ...