Berta Alvarez

hace 2 años · 2 min. de lectura · visibility 0 ·

chat Contactar con el autor

thumb_up Relevante message Comentar

Viaje forzoso, aterrizaje obligado

No es fácil emprender el vuelo cuando no se tienen ganas, cuando uno no se quiere ir, pero la muerte le llama. 
No es fácil dejar ir a quien has querido tanto y hay que soltarle la mano para que emprenda un vuelo que no ha elegido.
¡Qué dificil es estar cerca cuando no quieres aceptar que queda poco para lo inevitable y aún así estás, porque la vida se lo lleva y cuesta despedirse de lo que tanto uno a querido.
¡Qué dificil es soltar la mano que tanto estuvo cerca, con la que tanto se comparte o a veces no! No es fácil querer tanto y sentir romperse la cuerda, romperse el corazón en pedazos porque sabes que no hay vuelta.
Y miras sus ojos y te das cuenta de que es lo mejor por lo mucho que ha sufrido, por lo que le ha dolido y por lo poco que le queda.
Miras su rostro y solo hay dolor y llanto, lágrimas secas que aún no se han ido y que esperan esfumarse en la nada, que pronto se disipan en la cara, la cara que ya no es la que era. ¡Maldita quimio! ¡Maldita vida que acaba! y maldita la pérdida de oportunidades que en segundos se acaban. Maldita lección de vida, aprender a vivir con los recuerdos de esa persona amada, maldita la vida ésta que elige a quien menos lo esperabas. 
Viaje forzoso de aquel que planea tanto, sueños incumplidos, vidas destrozadas y un final muy cierto con aterrizaje forzoso de una vida que se acaba. Y me preguntan: ¿qué esperabas? Esperaba que la vida también se le otorgara, que disfrutara del mundo como otros que lo malgastan. Esperaba que esta vez, Dios se equivocara, pero nada es cierto, todo es nada, vida es vida, aunque sea sin la persona cercana. 
Un viaje que nadie elige, aunque todos esperamos, saber que se va muy lejos, que no tiene vuelta, y que sin más miramientos, se queda en penas envuelto y que cada uno a su casa, después de que sea el entierro, pero... ¿y luego? ¿qué pasa con los recuerdos? Que aún seguirás aquí, mañana y siempre, en el tiempo.
Un viaje nada soñado, un vuelo sin compañía, donde cada uno viaja solo y no cabe la alegría, cuando todo se ha acabado y en tu cuarto no oyes nada, es la dulce melodía, de quien sufrió y se marchó, de quien perdió la vida, de quien siempre anhelaras con el paso de los días.

P.D. En homenaje a aquellas personas que perdieron a seres queridos, y aunque no sirva de consuelo, su vida sigue en nuestros corazones y su alma en nuestros recuerdos, por siempre. Viaje forzoso, aterrizaje obligado
thumb_up Relevante message Comentar
Comentarios

Berta Alvarez

hace 1 año #1

#3
Ahora no entro tanto aquí pero intentaré entrar más, perdona la tardanza en contestarte, siento tu pérdida que al ser grande deja muchas secuelas, te entiendo. Después de esta situación actual, espero que todos volvamos a sonreir como antes y valoremos más los pequeños detalles. Suerte.

Más artículos de Berta Alvarez

Ver blog
hace 4 meses · 1 min. de lectura

Mejorar en malos tiempos

Las decisiones hay que tomarlas cuando el corazón ...

hace 2 años · 1 min. de lectura

Avanzando sin entender

Estar desempleado/a no es plato de buen gusto, com ...

hace 2 años · 1 min. de lectura

Avanzando y mejorando

Quién me iba a decir a mí que el hecho de quedarme ...