Luis Alberto Bandeira Machuca

hace 2 años · 2 min. de lectura · visibility 0 ·

chat Contactar con el autor

thumb_up Relevante message Comentar

Sin cobertura que valga.

Cuanta más cobertura, más caros.

Es lo que suele ocurrir cuando se contrata un seguro. Pero con los hoteles no necesariamente tiene por qué ser así. La sugerencia sería que sucediese al contrario. A menor cobertura para el móvil, más sobreprecio. Pagar por liberarnos de la esclavitud tecnológica debería estar bien visto. Y mejor pagado.

No hay muchas instalaciones que reúnan estos requisitos, pero existen. Y, muy probablemente, cada vez serán más. Por una sencilla cuestión de salud física y mental.

Ni gigas, ni megas, ni otros conceptos tan al uso y de moda... Ritmo de vida despacio y acompasado. Como debería ser. Las ofertas que aparecen a continuación invitan al reencuentro con uno mismo. Algo que muchos olvidamos con increíble facilidad. Ofrecen la posibilidad de “desconectar” en el más amplio sentido. Con lo que todo eso implica. Por supuesto, también olvidarse de internet, del móvil, del Wi-Fi, del Yahoo, del Instagram, del  Twitter..., y de cuantos inventos imprimen presión y celeridad extras a nuestra existencia.

Empieza a ser una apremiante necesidad. Se impone cortar ese cordón umbilical de la hipercomunicación que ata nuestras vidas al desenfreno diario. Y no hay sugerencia más apetitosa para recargar la batería de nuestras sensaciones sin necesidad de recargar la del móvil.

Esos hoteles, posadas, mesones y casas de campo brindan todas las comodidades para disfrutar de un merecido parón con las pulsaciones bien bajas y la cabeza bien alta. No agachada, “en modo degüello”, postura en la que llegamos a estar hasta dos horas y media al día.

Contemplar esa pantallita no solo acelera constantemente nuestros biorritmos. Puede acabar con nuestras cervicales. Más aún: varios estudios científicos confirman que en la parte trasera de nuestra cabeza está apareciendo una pequeña protuberancia de unos 10 milímetros de tamaño.

No lo digo yo. Lo afirma David Shahar, experto especializado en las ciencias de la salud de la Universidad de la Costa del Sol (Queensland, Australia): se trata de un pequeño hueso prominente a modo de cuerno que está a apareciendo en la parte trasera del cráneo, una especie de pico que suele tener pocos milímetros de tamaño y que no es peligroso para la salud, pero que es debido a nuestros cambios posturales.

Razón de más para aprovechar la maravillosa y atractiva oportunidad de recuperar las auténticas maneras de una existencia ya casi olvidada. Descanso y disfrute relajado al abrigo del mundanal ruido. Y de otro tipo de ruidos. Y eso incluye también -¡faltaría más!- el tecnológico.

Sumergirnos en un “detox” digital auténtico, cerrar el ordenador y apagar el móvil es mucho más que una sugerencia. Empieza a ser una necesidad urgente, al mismo tiempo que una saludable recomendación. Porque abre la puerta a recuperar otras actividades más relajantes largo tiempo pospuestas.

Y no necesariamente tiene que tratarse de unas instalaciones de gran lujo. Basta con ofrecer otro tipo de lujo: el de poder prescindir por unos días de la avasalladora tecnología que se ha adueñado de nuestras vidas. Y conseguirlo lejos de pantallitas y pantallas, sin megas, gigas o terabytes, créame: no tiene precio. Es, sí o sí, una excelente idea.

Magnífica propuesta. Stop. I want to think about this.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

https://www.elperiodico.com/es/port/vida/20190613/5-escapadas-lugares-tranquilos-espana

https://www.elconfidencial.com/tecnologia/ciencia/2019-06-18/nuevo-hueso-craneo-cuerno-uso-movil-estudio-cientifico_2076796/

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

a9108efa.jpg

thumb_up Relevante message Comentar
Comentarios

Más artículos de Luis Alberto Bandeira Machuca

Ver blog
hace 1 día · 2 min. de lectura

La vacuna que cuesta 47 millones.

Es contra el covid. · Y también contra la mentira. ...

hace 1 semana · 4 min. de lectura

¿Nos toma el pelo AMAZON?

Posiblemente. · Y esta vez sin venir a casa. Es el ...

hace 1 semana · 2 min. de lectura

Pirata CANON.

Lo que hace la coyuntura. · Destrozar objetivos de ...