Quiebra la vajilla irrompible.

Si un milagro económico no lo remedia, ha llegado su triste final.

El milagro económico se llama un comprador, y con carácter de urgencia. Si nadie llama a la puerta, la vajilla que dura va a durar muy poco. Tiene los platos contados. 75 años sirviendo comidas en millones de hogares acabarán hechos añicos contra la dura realidad de un suelo económico que ha bajado hasta el sótano.

DURALEX es la vajilla inmortal por excelencia. Está pensada para resistir golpes desde determinada altura y volver al mantel como si tal cosa. Pero esta vez un consumo que desciende hasta los infiernos de la recesión la golpea sin piedad. Inmisericordemente.

La compañía francesa con cara de no haber roto un plato arrasó en los años 1960. Su producto era novedoso: vajillas y vasos de vidrio templado, casi indestructibles. El proceso de fabricación todo lo contrario: absolutamente rompedor. El éxito de una duración tan larga estaba en su forma de producción: cada pieza se calentaba a 600°C para ser enfriada de repente acto seguido.

Fue el fabricante de cristal SAINT-GOBAIN quien dio origen a DURALEX. En 1939 empezó a fabricar lunas para automóviles. La firma desarrolló una técnica de vidrio templado a 700-600 grados que, enfriado súbitamente, le aporta una resistencia especial al material.

Además, en caso extremo de rotura, se crean unos fragmentos de pequeño tamaño que reducen la posibilidad de cortes, según explican explica el experto en Ciencia y Tecnología de los Alimentos Miguel Ángel Lurueña. En 1945 la compañía decidió cambiar de rumbo y “sentarse a la mesa” para comerse el mercado de las vajillas, cosa que consiguió rápidamente.

En España, DURALEX fundó su filial, llamada Vidriera de Castilla, en 1963. "Utilícelo como martillo”, era su eslogan. Déjelo caer, golpéelo, hágalo pasar del hielo al agua hirviendo". De hecho, para probar su resistencia, en la fábrica tiraban una bola de acero de un kilo sobre una plancha de su cristal templado.

La resistencia al golpe de las vajillas y los vasos de la marca es 3 veces mayor de lo normal. Tal vez de ahí su nombre, que procede de la expresión latina Sed lex, dura lex (la ley es dura, pero es la ley).

Cosas de la vida: lo que no ha sido capaz de romper ninguna familia lo ha destrozado, una vez más, el maldito virus. Sus ventas se han quebrado un 60% en los últimos meses. Eso no hay vidrio que lo aguante. Por muy bien templado que esté.

La vajilla verde y ámbar, asequible, cómoda e inquebrantable que inundó los hogares de los años 50, deja atrás un legado popular que miles de personas recordarán al abrir, cada mañana, los estantes de su propia cocina. La firma, convertida en un producto vintage, evoca recuerdos de un pasado no muy lejano. Incluso había reconquistado las mesas de restaurantes atrevidos.

Los hermanos Ioannidès, socios mayoritarios, han asegurado al diario Le Monde que han perdido cerca del 60% de la facturación por el cese de las exportaciones, que representan el 80% del negocio. Sin embargo, han asegurado que ya tienen varios compradores y que estudiarán todas las ofertas con detenimiento con el fin de encontrar la mejor solución.

Pero “tempus fugit” (el tiempo corre) y un tribunal de la ciudad francesa de Orleans ha admitido la solicitud del fabricante de declararse en quiebra ante la situación excepcional generada por la epidemia de covid-19, con un impacto importante en su mercado internacional.

El deterioro de las cuentas empezó en 2017, cuando un grave incidente que dañó uno de sus hornos provocó que la producción pasara de 160 a 20 toneladas de vidrio por día. Un descenso que se tradujo, según el director comercial y de marketing de la empresa, Frédéric Morin Payé, en una pérdida del 60% de su facturación. Solo faltaba que el consumo internacional acabara roto en mil pedazos para agravar la situación.

El director general, Antoine Ioannidès, explica que la suspensión de pagos, con un periodo de observación de 6 meses, no es más que un “procedimiento temporal”. A ello hay que sumarle otro agravante: el litigio que mantiene con la subcontrata responsable de la pieza defectuosa que habría provocado el incidente en su horno principal de la planta de Loirétaine. "Nos deben más de 9 millones de €, pero el caso está en los tribunales y todavía tardará meses en resolverse".

Invitado en la radio France Bleu Orléans, aseguró que la empresa no prevé ningún recorte en su plantilla y prometió que los 240 empleados de la fábrica La Chapelle-Saint-Mesmin continuarán recibiendo sus salarios. Ni se rompen los platos, ni se rompen los puestos de trabajo.

La intención viene acompañada de una voluntad férrea de supervivencia: que los problemas ajenos, provocados por proveedores y virus externos, no pongan punto final al exitoso camino de una empresa con 75 años de historia.

No sería justo que DURALEX “pague los platos rotos”.

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

https://www.elperiodico.com/es/economia/20200925/francesa-duralex-entra-quiebra-sigue-buscando-comprador-8127643

https://www.lavanguardia.com/comer/al-dia/20200925/33502/quiebra-duralex-vajilla-toda-vida.html

https://elpais.com/economia/2020-09-25/la-empresa-de-vajillas-duralex-quiebra-tras-75-anos-de-existencia.html

https://www.libremercado.com/2020-09-25/coronavirus-quiebra-duralex-vajilla-platos-famosos-irrompibles-6663324/

https://www.eleconomista.es/empresas-finanzas/noticias/10790255/09/20/Duralex-quiebra-la-vajilla-casi-irrompible-presente-en-todos-los-hogares-espanoles-dice-adios-a-75-anos.html

https://www.expansion.com/empresas/2020/09/25/5f6dcf21468aebf80c8b46e2.html

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Quiebra la vajilla irrompible.


thumb_up Relevante message Comentar
Comentarios

Más artículos de Luis Alberto Bandeira Machuca

Ver blog
hace 5 meses · 2 min. de lectura
Luis Alberto Bandeira Machuca

¡Póngame 2,99 € de pijama!

Vestir el cuerpo sin desnudar el bolsillo. · Pren ...

hace 5 meses · 2 min. de lectura
Luis Alberto Bandeira Machuca

Eau d'orgasme.

Y no de un orgasmo cualquiera. · Lo cual sería un ...

hace 5 meses · 3 min. de lectura
Luis Alberto Bandeira Machuca

¡No me toques ni un pelo!

Ni, mucho menos, me lo retoques… · Ni un pelo… Ni ...