José Manuel Nieves

hace 2 años · 1 min. de lectura · visibility 0 ·

chat Contactar con el autor

thumb_up Relevante message Comentar

Los polos magnéticos pueden invertirse mucho más rápido de lo que se creía

1becbe2e.jpg

La Tierra está felizmente protegida por un escudo magnético de las letales oleadas de radiación que nos llegan continuamente desde el Sol y de otras fuentes mucho más distantes, en las profundidades del espacio. El origen de esa defensa natural se encuentra en el centro mismo de nuestro planeta. De hecho, el gigantesco campo magnético que nos envuelve como un manto protector se genera como consecuencia de la rotación del ardiente hierro líquido que se agita alrededor del núcleo externo de nuestro mundo.

Sin embargo, como los científicos saben muy bien, ese campo magnético parece gozar de vida propia, y un par de veces cada millón de años gira, y al hacerlo sus polos se invierten, de forma que el polo norte magnético se convierte en el polo sur, y viceversa.

Y ahora, un nuevo estudio capitaneado por Yves Gallet, director de investigación del Instituto de Física del Globo de París, en el Centro Nacional Francés de Investigación Científica, sugiere que los polos magnéticos pueden invertirse mucho más deprisa de lo que se creía. Y que eso precisamente fue lo que sucedió hace unos 500 millones de años, durante el periodo Cámbrico, precisamente cuando los seres vivos de la Tierra estaban evolucionando hacia formas de vida más complejas. En aquellos momentos, Gallet y su equipo han llegado a detectar hasta 26 inversiones en un solo millón de años. El trabajo se acaba de publicar en Earth and Planetary Science Letters.


Leer AQUÍ el artículo completo



thumb_up Relevante message Comentar
Comentarios

Más artículos de José Manuel Nieves

Ver blog
hace 1 año · 1 min. de lectura

Coronavirus: el incomprensible misterio de los «hipóxicos felices»

Hay muchas cosas que aún no sabemos del coronavir ...

hace 1 año · 1 min. de lectura
hace 1 año · 1 min. de lectura