Luis Alberto Bandeira Machuca

hace 4 años · 1 min. de lectura · visibility 0 ·

chat Contactar con el autor

thumb_up Relevante message Comentar

El tamaño sí importa.

Donde dije digo digo Diego.

Ya pasó la crisis. Por lo menos, para los más ricos. Aunque, en realidad, ellos nunca la padecieron.

Durante unos años en los que muchos lo pasaron mál, las firmas de lujo mostraron un cierto reparo y rubor en enseñar sus logotipos y símbolos de forma ostentosa. Los redujeron a la mínima expresión. Era su particular forma de interpretar el duelo por el batacazo económico. Que si ellos lo sufrieron, fue de baja intensidad. Ahora vuelven por sus fueros...

Por suerte les ha llegado definitivamente la oportunidad de invertir la tendencia. ¡Uff, ya era hora! Para las marcas de lujo -las de toda la vida- por fin se acabó.

El número de ricos ha aumentado. A costa evidentemente de una pléyade mucho más inmensa de pobres. Pero éstos nunca serán el mercado del lujo. Sí acaso, el de las imitaciones. El del “quiero y no puedo”, que también mueve sus millones.

Tiene que haber infinitos pobres más para alimentar a unos cuantos ricos más. En España, según las últimas estadísticas, el número de potentados se ha duplicado durante esa crisis que -según pregonan a los cuatro vientos de manera oficial- ya se ha acabado. Es la teoría de los vasos comunicantes entre riqueza, ostentación y salario mínimo muy mínimo. Cada vez menos salario; cada vez más mínimo.

La logomanía ha vuelto. ¡Cuánto más grande, mejor! La nueva tendencia en las propuestas de los diseñadores del lujo es recuperar el tiempo y los centímetros cuadrados de logo perdidos. Por eso el estampado de la temporada de las grandes firmas vuelve a ser la marca ampliada. Si ya era grande su presentación en sociedad tiene que serlo más. Los de la vergüenza vuelven a ser “sinvergüenzas”. A presentarse ante su público de siempre, pues eso, como siempre. Sin ningún pudor.

VETEMENTS aprovecha su logo ampliado para crear comunidad estampando su nombre en serie. MOSCHINO lanza un cinturón con el nombre de la marca en letras doradas. El logo de LOUIS VUITTON es más moderno y grande. Marca aspiracional a tope…

Aunque parezca nuevo, ese afán por la logomanía ya se vivió durante los años 90 y principios de los 2000. Y volverá a vivirse cuantas veces convenga y lo aconsejen las circunstancias. Marcas como RALPH LAUREN, VERSACE o TOMMY HILFIGER han ampliado el tamaño de sus logos en las prendas. Ahora quieren ser ricos y, en la medida de lo posible, populares. Por si alguien se apunta. La historia, también en la moda, se repite. Y, por suerte, en este sentido el consumidor padece un Alhzeimer adelantado.

No es la primera vez. Ni será la última. ¡Hasta la próxima!

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

http://www.lavanguardia.com/de-moda/moda/20170906/43954009593/logomania-moda-marcas-tendencias.html

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

El tamaño sí importa.


thumb_up Relevante message Comentar
Comentarios

Más artículos de Luis Alberto Bandeira Machuca

Ver blog
hace 1 semana · 2 min. de lectura

Indultada.

Tenía los días contados, pero… · Al contrario de l ...

hace 2 semanas · 2 min. de lectura

El balance de NEW BALANCE.

Bastante negativo… · Por lo menos en lo que hace r ...

hace 4 semanas · 2 min. de lectura

La muñeca que perdió un cromosoma.

Se le quedó por el camino. · Mientras la ensamblab ...